Guía de buena práctica en los TEA (I): enfoques eficaces e ineficaces.

(Guía de Baron-Cohen, ejemplo de una guía eficaz para los TEA)

Ya hemos usado la expresión de Theo Peeters sobre el mercado de la desesperanza, al referirnos a los enfoques con los que se suelen engañar y, a veces, lamentablemente, estafar a los padres y a las personas con Transtornos del Espectro Autista (TEA), promoviendo falsas esperanzas de mejoría.

Quiero compartir con ustedes un interesante estudio aparecido en el 2006 en la Revista de Neurología (Volumen 43, número 7), titulado Guía de buena práctica para el tratamiento de los trastornos del espectro autista, realizado por: J. Fuentes-Biggi, M.J. Ferrari-Arroyo, L. Boada-Muñoz, E. Touriño-Aguilera, J. Artigas-Pallarés, M. Belinchón-Carmona, J.A. Muñoz-Yunta, A. Hervás-Zúñiga, R. Canal-Bedia, J.M. Hernández, A. Díez-Cuervo, M.A. Idiazábal-Aletxa, F. Mulas, S. Palacios, J. Tamarit, J. Martos-Pérez, M. Posada-De la Paz (Grupo de Estudio de los Trastornos del Espectro Autista del Instituto de Salud Carlos III. Ministerio de Sanidad y Consumo, España)

En esta ocasión pondré parte de los tratamientos, los aconsejados y los que no deben ser considerados en el abordaje del TEA. La semana próxima colocaré otro tanto.

Esta guía se basa en:

– Revisiones realizadas por instituciones que utilizan para la evaluación crítica de los estudios los principios de medicina basada en la evidencia (MBE).
– Guías internacionales de buena práctica.
– Revisiones realizadas por grupos de expertos.
– La propia opinión consensuada del Grupo de Estudio que elabora esta guía.

Respecto de los tratamientos tenemos:

1. Tramientos sensoriomotrices:

Entrenamiento en integración auditiva: supone escuchar música modificada electrónicamente luego de la realización de un audiograma en el paciente. Encontramos métodos como Estos métodos como Tomatis, Berard, Samonas,etc. Ha sido propuesta para problemas de aprendizaje, depresión e hiperactividad y recientemente para los TEA.
Conclusiónno cuenta con validez comprobada; alto costo económico.

Terapia de integración sensorial:  postula que los niños con problemas de aprendizaje no procesan adecuadamente los estímulos táctiles, vestibulares y propioceptivos, lo
que llevaría a una deficiente integración de éstos en el cerebro. En el caso de las personas con TEA se pensó que la aversión o rechazo que sienten algunas frente a determinados estímulos (táctiles, por ejemplo) podían ser trabajadas en sesiones de juego dirigido, rutinas de movimientos o estimulaciones sensoriales que ayuden a estas personas a procesar e integrar adecuadamente los estímulos.
Conclusión: no existen elementos significativos positivos; si bien no es perjudicial (e incluso en algunos casos pareciera ser beneficiosa), debe ser usada únicamente como complemento a otras terapias pata los TEA.

Método Doman – Delacato: se postula que mediante manipulaciones, movimientos y ejercicios físicos del cuerpo, se reparan las vías nerviosas que puedan estar dañadas.
Conclusión: no se han demostrado sus beneficios; elevado costo económico e incluso puede ser perjudicial  en algunos casos por la enorme presión a la que se somete a la familia.

Lentes de Irlen:  anteojos de colores que fueron diseñadoss para contrarrestar una supuesta hipersensibilidada ciertas ondas luminosas que serían responsables de trastornos como la dislexia o el déficit de atención. Se ha propuesto su uso en los TEA.
Conclusión: no está demostrada su eficacia.

2. Tratamientos psicoeducativos y psicológicos:

Programas de intervención conductual: estas terapias aplican los principios de la modificación de conducta y los postulados de las teorías del aprendizaje. Encontramos entre ellas: Applied Behaviour Analysis (ABA), Intensive Behaviour Intervention (IBI), Early Intensive Behaviour Intervention (EIBI), Early Intervention Project (EIP), early intervention, Discrete Trial Training (DTT), Lovaas therapy, UCLA model, home-based behavioural intervention, parent managed or mediated home based behavioural intervention.
Conclusión:  textualmente: El Grupo de Estudio señala que los programas conductuales y las técnicas basadas en las teorías del aprendizaje son elementos fundamentales en el apoyo a las personas con autismo, tanto para fomentar su desarrollo como para afrontar los problemas del comportamiento. Por ejemplo, el apoyo conductual positivo ha supuesto una herramienta fundamental, técnica y éticamente, para ayudar a las personas con conductas problemáticas.

Sistemas de fomento de las competencias sociales: dado que las dificultades en las habilidades sociales suelen ser un punto central en los TEA existen muchos programas basados en enseñarlas y fomentarlas: tenemos las historias y guiones sociales, la intervención guiada por alumnado sin dificultades, el aprendizaje de competencias sociales, el entrenamiento en habilidades mentalistas (Teoría de la Mente), las intervenciones basadas en el juego y la intervención para el desarrollo de relaciones.
Conclusiones: no hay revisiones sistemáticas, aún, sobre este tipo de intervención. Algunos estudios sugieren su eficacia y se les recomienda.
Nota: ver el estudio de Simon Baron-Cohen donde se muestra la eficacia y la posibilidad de enseñar habilidades mentalistas y sociales (Teaching children whith autism to mind-read: a practical guide for teachers and parents. Sussex: Wiley, 1999)

Sistemas alternativos/aumentativos de comunicación: se tratan de sistemas no verbales de comunicación que se utilizan para fomentar, complementar o sustituir al lenguaje oral. El más conocido es es sistema comunicativo de intercambio de imágenes (PECS en inglés).
Conclusión: eficaz y recomendable, sobre todo en personas no verbales.

Comunicación facilitada: método diseñado para que la persona con TEA pueda comunicarse con un teclado o mecanismo similar.
Conclusión: muy difundida en el cine y la televisión, suele crear falsas esperanzas: no están demostradas ni su validez ni su eficacia.

Continuaremos la semana próxima, exponiendo la eficacia o ineficiencia de otros enfoques dentro de este punto: el Sistema TEACCH; la terapia cognitivo-conductual; la terapia psicodinámica (psicoanálisis); las psicoterapias expresivas. Luego pasaremos al punto de “tratamientos biomédicos” y el aparado de “otras terapias”.

8 thoughts on “Guía de buena práctica en los TEA (I): enfoques eficaces e ineficaces.

  1. Gracias por la información!!! para los papás interesados es muy importante que de cuando en vez alguien nos indique que funciona y que no. Pero por sobretodo estemos atentos a no dejarnos vender cebo de culebra. Mientras trabajemos constantemente y con amor… nuestros hijos van a progresar.

    1. Metodo Tomatis lo pueden aplicar en casa, sintonizando a mozart en sus reproductores de musica, además de eso… para los TEA el metodo TEACCH es eficaz.

  2. Hola me acaban de diagnosticar con asperger y me recomiendan este metodo mencionado aqui llamado solisten de tomatis , entonces no esta probada su eficacia?

  3. Muy interesante el artículo, realmente es necesario hasta para los especialistas que se unifiquen criterios en torno a la atención de los TEA, generalmente yo despues de la evaluación, aplico estos métodos como estrategias y los combino, segun el niño, pero en todo momento mi intervención se basa en el Manejo de la Conducta.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *