Apuntes breves sobre la mente autista

Hay miradas del funcionamiento de la mente autista que debemos variar. Una de ellas sobre la focalización en intereses cuando se les llama “restringidos” y se le anexa, al respecto, la “obsesividad”.

Fotos de stock gratuitas de adentro, afición, ajedrez
Foto de Pixabay en Pexels

Stephen Shore, pedagogo autista, menciona que no son “restringidos” sino “profundos”. Encuentro que esta óptica es totalmente acertada. Para una mente sistemática, dotada de hiperfocalización y memoria altamente selectiva, ¿qué otra cosa cabría sino apasionarse por aquellos detalles e intereses que captan su atención?

Son justamente estos tipos de mentes los que hacen descubrimientos que requieren de atención y precisión, constancia, abstracción y alejamiento del mundo. No descubre la vacuna, por ejemplo, quien sale del laboratorio pensando en pasar la velada con sus amigos, la descubre aquel para quien el laboratorio y el mundo ya no existen y está allí, frente al objeto deseado, la búsqueda que le exalta y la verdad que persigue… no hay, quizá, mente más apasionada.

Ernesto Reaño

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *